La educación virtual es una oportunidad de aprendizaje que se acomoda al tiempo y necesidad del estudiante. La educación virtual facilita el manejo de la información y de los contenidos del tema que se quiere tratar y está mediada por la tecnologías de la información y la comunicación -las TIC- que proporcionan herramientas de aprendizaje más estimulantes y motivadoras que las tradicionales.

Este tipo de educación ha sido muy utilizada por estudiantes y profesores, además su importancia está incrementando más puesto que esta educación es una herramienta para incorporarnos al mundo tecnológico que será lo que muy próximamente predominará en muchos centros educativos. A través de ésta, además de la evaluación del maestro o tutor, también evaluamos conscientemente nuestro propio conocimiento.

La educación virtual está más vigente que nunca, porque permite ser accesada desde cualquier lugar y a cualquier hora, es de bajo costo y posibilita su uso frecuente. Estas características de accesibilidad, economía y frecuencia, le dan eficacia y eficiencia al aprendizaje virtual. Hoy más que nunca se requiere estar actualizado en tiempo real, comunicado a nivel global para intercambiar experiencias, educación a la medida de las necesidades particulares a cada negocio y a cada persona, con cubrimiento masivo y amplio para lograr el máximo alcance, de bajo costo y facil acceso. Todo esto lo puede lograr con facilidad la educación virtual.

Sin duda la educación virtual es posible gracias a la tecnología y en especial a Internet, porque con ello se rompieron las barreras y limitaciones físicas para darle paso a las aulas virtuales, en donde facilmente se pueden integrar personas de todo el mundo, desde el sur hasta el note, desde el oriente hasta e occidente. Esta integración faculta y promueve la interactividad entre las personas, las discusiones y la profundización del conocimiento. Tan pronto una pregunta se realiza, decenas de respuestas aparecen para atenderla, lo cual apoya una de las cualidades necesarias y fundamentales para sobrevivir e impactar , como lo es la “agilidad”.

La educación virtual pasa de ser un importante soporte de apoyo a la educación tradicional, para ganar protagonismo propio. Es así como ya existen colegios en todo el mundo en donde se dictan las clases exclusivamente por internet, cursos de pregrado y postgrado y miles de diplomados. Dentro de sus ventajas sobresalen, la posibilidad de organizar el tiempo de estudio, de regular la intensidad horaria, de accesar el conocimiento desde casi cualquier lugar inimaginable, de reforzar el aprendizaje gracias a la multimedia, y la actualización de la información casi en tiempo real.

Siempre se ha dicho que la educación presencial es insuperable porque se comparte con otros alumnos y se tiene acceso al profesor en forma directa, pero como aspecto negativo se tiene que el alumno asume un rol pasivo dejando el protagonismo solo al profesor. En la educación virtual, el protagonismo y responsabilidad recae en el alumno, ya que él decide cuando estudiar y en qué intensidad, asmuniendo un rol activo en su desarrollo y capacitación. Adicionalmente, las investigaciones han arrojado que en la educación virtual los estudiantes interactúan más entre sí, favoreciendo y mejorando su desempeño de aprendizaje. Se dice que el que practica lo que aprende, lo recuerda para siempre, y si le añades emociones, no lo olvidarás nunca.

Deja un Comentario